Bolitas de chocolate suecas

bolitas de chocolate suecas decoradas

Buenos días, hoy os traigo una receta dulce chulísima, deliciosa y súper fácil de hacer. Las bolitas de chocolate suecas o también conocidas como bolitas del negro, son una receta de un dulce típico sueco, súper rica y sencillíma, además de todo es ¡sin horno! Solo hay que hacerla y dejarla enfriar.

La aprendí en uno de los viajes que hice a ver a mis hermanos y sobris, y aunque no la tenía completa, entre lo que recordaba y lo que vi en recetarios suecos, he conseguido traeros mi versión, así que sin más rodeos vamos a por ella.

Ingredientes para bolitas de chocolate suecas:

  1. 150 gr de copos de avena o harina de avena (yo la hago en casa con los copos)
  2. 100 gr de margarina
  3. 80-100 gr de azúcar
  4. 1 cucharita rasa de azúcar avainillado
  5. 20 gr de cacao de repostería (yo uso el de VALOR, para mi es el mejor y el mas puro)
  6. 25 ml de café o agua fría ( yo puse 15 de café y 10 de agua aprox. Podéis cambiarlo según prefiráis)
  7. coco rallado, virutas de chocolate o de colores, almendra picada o lo que prefiráis para decorar. Las tradicionales son con coco.

Preparación de bolitas de chocolate suecas:

Bueno familia sencilla no, ¡lo siguiente! Así que sin mas rodeos vamos a por ello.

Lo primero es que si no encontrasteis la harina de avena, que es normal, no pasa nada compráis la avena en copos, y como con una licuadora, batidora o molinillo de café lo moléis sin ninguna dificultad, nos quedará en polvo como lo que se supone que es la harina de avena y sin ningún aditivo, así que mejor todavía. Incluso hay gente que los deja enteros pero a mi no me va mucho, además la receta original no es así, pero para gustos colores, os dejo elegir la opción que mas os guste.

Con esto hecho y los ingredientes medidos, llevamos a un bol grande y ponemos todos los ingredientes, y vais mezclando, dicen que con una cuchara de palo, pero yo os lo digo ya ¡lavaros bien bien las manos y a por ello! es la mejor manera de emulsionar bien los ingredientes y que nos os queden pegotes de margarina. Como veréis en las fotos, tiene que ser una masa compacta y un poco húmeda para poder rebozarla.

textura de la masa de bolitas de chocolate suecas

textura de la masa de bolitas de chocolate suecas

Cuando tengáis la masa, hacer bolitas con las manos como si hicierais albóndigas, el tamaño de las originales, es como una bola que ocupe vuestra palma, yo hice unas cuantas así y otras mas pequeñitas, en plan bocado. Dependerá del tamaño la cantidad que os salga pero a mi me quedaron como 14 grandes y 8 pequeñas. Dejarlas sobre papel de horno.

tamaño original de las bolitas de chocolate suecas

tamaño original de las bolitas de chocolate suecas

Cuando las tengáis, preparáis unos platos con el coco rallado, las virutas o la almendra, o lo que queráis para decorarlas, y las rebozáis igual que una albóndiga en el pan rallado.

bolitas de chocolate suecas decoradas

bolitas de chocolate suecas decoradas

 

Y ya solo os queda dejarlas enfriar en un tupper grande o caja o algo cerrado para que no cojan olores, mínimo 1 hora de nevera o 20 minutos de congelador, podéis elegir, pero yo prefiero mil veces la nevera, eso si, si las dejáis mas tiempo quedarán mejor compactadas y tendrán mas tiempo de mezclarse los sabores. Para mi es ideal de un día para el otro.Solo os queda comprar unos papelitos de trufa que os gusten y presentarlos.

 

¡Triunfo asegurado! ya me lo contaréis 😉

Para mi la cocina y la repostería son una manera de decir te quiero a la gente que me importa y por eso hago estas cosas (que la mayoría de veces ni pruebo… por las migrañas) que si las ponéis bonitas son ideales para regalar a alguien especial. Esta vez fueron para agradecerles a mis profes del gym lo que me enseñan, lo que me quieren y lo que me miman 😉 ¡Gracias Puri y Rosa!

Preparadas para hacer feliz

Preparadas para hacer feliz

Responder